DMWG 23

Dos capítulos para finalizar mi día =D.

Sin más…


Capítulo 23 – Feroz

¡Bang!

Seguido de la gran explosión, la inmensa roca solida color verde se destrozó en pedazos, explotando pequeñas metrallas en toda dirección. Humo negro emergió de las piezas verdes de la roca, y el aire por encima de estas estaba retorciéndose.

“En, ahora esto es lo que es capaz de hacer Un Dedo Solar”

Al mirar los resultados del poderoso ataque, Jiang Chen asintió con su cabeza. Después de romper a través del Reino Qi Hai y formar dos Marcas de Dragón y media, el Un Dedo Solar finalmente había mostrado su verdadero poder. Con un solo dedo, la inmensa roca verde se había destrozado en pedazos. Si él usaba este ataque contra una persona, no sería difícil imaginar el resultado. Y si la persona era inconsciente del ataque, su cuerpo explotará en muchas partes.

Los Seis Dedos Solares era una habilidad derivada de la Habilidad Nueve Divinidades Solares, y era una Habilidad de Combate Nivel Tierra Alto. El Un Dedo Solar era una habilidad de un dedo creada por Jiang Chen, era por eso que podía utilizarla perfectamente incluso a pesar que estaba en ese nivel. Sin embargo, le era muy difícil liberar el ataque Segundo Dedo Solar.

Pero utilizar Un Dedo Solar aún va a consumir una gran cantidad de poder Yuan. A diferencia de antes, sin embargo, no usará todo su poder Yuan. Junto con la ayuda de la Habilidad Transformación del Dragón, él podía restaurar su poder Yuan con una increíble velocidad.

El sol se estaba ocultando, y la noche había llegado. Jiang Chen se cambió a ropas negras y caminó afuera de la mansión. Esta noche será una noche en vela para la Ciudad Cielo Fragante. Esta noche, se derramará sangre.

Adentro de la mansión, había una gran hoguera, brillando en el cielo oscuro. Había más de cien personas alrededor de esta; Jiang Zhen Hai, Zhou Bei Zhen y otros 6-7 Guerreros Qi Hai estaban de pie en frente de ellos. Estaban esperando el comando de Jiang Chen. Ellos vieron a Jiang Chen caminar hacia ellos, y todos giraron sus miradas hacia él.

“Chen’er, ¿Te has abierto paso hacia el Reino Qi Hai?”

Jiang Zhen Hai le preguntó con una expresión de sorpresa en su rostro.

“Es correcto. Padre, ¿Todo está listo?” Preguntó Jiang Chen.

“Hemos reunidos nuestras fuerzas de combate, pero las fuerzas de protección de nuestras propiedades se quedarán. De otra manera, la Familia Mu Rong nos podría atacar por nuestra retaguardia” Le dijo Jiang Zhen Hai a Jiang Chen.

Todas sus propiedades fueron buscadas por la Familia Mu Rong. Ambas familias habían estado compitiendo por mucho tiempo. Si ellos no tenían a ningún guardia en esas propiedades, entonces la Familia Mu Rong sólo podía hacer una redada y encargarse de ellos.

“Joven Maestro, ¿Cuáles son sus planes?” Preguntó Zhou Bei Zhen.

“No necesitamos ningún plan. Después de medianoche, la Familia Mu Rong será completamente eliminada. Padre, manda a 4 Guerrero Qi Hai a atacarlos; el resto irá a atacar la mansión de la Familia Mu Rong”

Jiang Chen tenía una expresión despiadada en su rostro.

“Joven Maestro, no somos mucho más fuertes que la Familia Mu Rong, y sus propiedades serán protegidas por Guerreros Qi Hai. Si enviamos a nuestros Guerreros Qi Hai a atacar sus propiedades, entonces será difícil para nosotros atacar la base” Dijo Zhou Bei Zhen.

Él aún no tenía idea del por qué Jiang Chen declararía la guerra tan apresuradamente con la Familia Mu Rong. Considerando que ambas familias eran casi iguales en términos de fuerza, eso sólo causaría pérdidas en ambos lados.

“Zhou Bei Zhen, de ahora en adelante sólo necesitas seguir mis órdenes y hacer cualquier cosa que yo te diga. Te daré todos los Guerreros Qi Hai, y conquistarás todas las propiedades de la Familia Mu Rong. Si no puedes hacerlo, no te molestes en mostrarme tu cara en el futuro”

Jiang Chen miró con frialdad a Zhou Bei Zhen. Sudor frío surgió de Zhou Bei Zhen. Después de una simple mirada, él tenía el sentimiento que no estaba en frente de un joven de 15 años, sino que en frente un Viejo Demonio que había vivido por más de mil años.

“Sí Joven Maestro”

Zhou Bei Zhen se inclinó y no se atrevió a tener dudas sobre Jiang Chen.

“Jiang Cheng, comandarás un equipo y limpiaras la Ciudad Cielo Fragante, nadie tiene permitido salir sus casas”

Jiang Chen era como un comandante dando órdenes militares. Él no quería que los inocentes salieran heridos, pero las propiedades pertenecientes a ambas familias estaban dispersas por toda la ciudad. Una vez la guerra empiece, toda la ciudad se convertirá en la zona de guerra. Si una persona regular salía de su casa, entonces al final terminará sufriendo, y Jiang Chen no quería hacer eso.

“El resto de ustedes, sigan a mi Padre y a mí, atacaremos la mansión de la Familia Mu Rong”

Jiang Chen tenía una mirada cruel en su rostro. Lo que acabó de decir era una sentencia divina, nadie se atrevía a desobedecer.

“¡Vamos a movernos!” Gritó Jiang Chen.

Jiang Cheng dirigiendo a 20 personas dejó la mansión del Alcalde, Zhou Bei Zhen y el resto de los Guerrero Qi Hai se fueron después de ellos. En cuanto a cómo iban a conquistar las propiedades, Jiang Chen no le importaba eso. Él sólo le dio a Zhou Bei Zhen y a todos los Guerreros Qi Hai dos horas, así que, si Zhou Bei Zhen aún fallaba, bien podría suicidarse.

“Padre, esta batalla dependerá de Padre e Hijo; nosotros nos vamos a encontrar con este Mu Rong Zhan”

Jiang Chen miró a Jiang Zhen Hai y sonrió.

“Cher’er, ¿Por qué estás tan confiado?”

Jiang Zhen Hai surcó sus cejas. Incluso si la Familia Mu Rong no estaba preparada para esto, ellos aún tenían 5 Guerrero Qi Hai en su base.

“Padre, ¿No me digas que estás asustado?”

Jiang Chen dijo eso con una expresión de burla.

“¿Asustado? Maldición, tu pequeña escoria. Cómo te atreves a mirar hacia abajo a tu padre, vámonos”

Jiang Zhen Hai dijo eso mientras miraba a Jiang Chen. No podía contener su temperamento después de ser mirando hacia abajo por su propio hijo.

Cuando Jiang Chen y Jiang Zhen Hai comenzaron a liderar a los más de cien guardias hacia la base de la Familia Mu Rong, la guerra por todas las propiedades ya había empezado. Fuego se podía ver por toda la Ciudad Cielo Fragante, la ciudad se había convertido en un caos.

“¡Corre rápido, la Familia del Alcalde y la Familia Mu Rong están luchando!”

“¡Vamos a casa rápido, no queremos estar atrapados en esta pelea!”

“Maldición, ese Jiang Chen es realmente feroz. ¡Este es el comienzo de una guerra todo o nada contra la Familia Mu Rong!”

La ciudad era una zona de guerra. Todas las personas en las calles se habían precipitado hacia sus casas, y las tiendas estaba cerradas. Cada uno de ellos sabía que esta noche no sería una pacífica. Mañana no será la misma ciudad como lo fue hoy.

–¡Base de la Familia Mu Rong!–

“Jefe, ¡Algo malo ocurrió!”

Un guardia cubierto con sudor corrió hacia la Sala de Reuniones.

“Dime, ¿Qué pasó?” Preguntó Mu Rong Zhan.

“Jefe, todas nuestras propiedades están siendo atacadas por la Familia Jiang. ¡No podemos aguantar por más tiempo!” Dijo el guardia con una expresión de terror en su rostro.

“¿Qué? ¿Jiang Zhen me está declarando la guerra?”

Mu Rong Zhan se levantó de su asiento.

“Jiang Zhen Hai es como un perro saltando encima de un muro en desesperación. Debe estar asustado que la Familia Lee vaya a venir a vengarse, así que quiere atacarnos antes que la Familia Lee reaccione” Dijo un viejo Guerrero Qi Hai.

“Ese zorro astuto, ¡Cómo se atreve a hacer esto!”

Mu Rong Zhan estaba rechinando sus dientes de la ira. Él estaba planeando sólo sentarse y esperar que la Familia Jiang fuera destruida por la Familia Lee, para así reclamar la Ciudad para él mismo sin sufrir ninguna pérdida. Nunca había esperado que la Familia Jiang le declarara la guerra justo ahora, haciendo que la Familia Mu Rong sufriera grandes cantidades de daño.

“Jefe, hay muchos Guerreros Qi Hai atacando nuestras propiedades. ¡Es por eso que no podemos aguantar!” Dijo el guardia.

“Parece que Jiang Zhen Hai ha enviado a todos sus Guerreros Qi Hai afuera, ¡Hmph! Si este es el caso, entonces yo, Mu Rong Zhan, le mostraré que no soy alguien quien pueda ser atacado tan fácilmente. La mansión del Alcalde debe tener una escases de fuerzas justo ahora. Reúnan a todas nuestras fuerzas, entonces atacaremos la mansión del Alcalde” Dijo Mu Rong Zhan con frialdad.

Sus enemigos comenzaron esta guerra, él sólo no podía quedarse sentado y esperar a que ellos lo mataran.

Había un gran número de guerreros cerca de sus propiedades. Había un total de 5 Guerreros Qi Hai en la Familia Mu Rong incluyendo a Mu Rong Zhan.

… … ……

15 minutos más tarde, un grupo de más de 100 personas apareció en frente de la entrada principal de la Base de la Familia Mu Rong. Los guerreros de la Familia Mu Rong también habían llegado, ambos lados estaban allí, enfrentando a sus oponentes.

“Jiang Zhen Hai, nunca pensé que tendrías las pelotas para comenzar una guerra con mi familia”

Mu Rong Zhan dijo eso con una expresión de enojo en su rostro.

“Para de hablar todo ese sinsentido, mátenlos”

La mano de Jiang Chen sostenía una espada larga, y la luz se reflejaba en su hoja afilada. Él caminó hacia delante, y fieramente cargó hacia los Guerreros de la Familia Mu Rong.

“Mátenlos” Gritó ruidosamente Jiang Zhen Hai.

Todos los guerreros de la Familia Jiang fueron criados para luchar contra sus enemigos. Liberando su instinto asesino, ellos siguieron a Jiang Chen, quien estaba corriendo hacia sus enemigos.

“Haha, Jiang Zhen Hai, sólo tú y tu hijo vienen aquí para atacar mi base… Pareces como un perro desesperado intentado saltar un muro en desesperación. ¡Debes estar asustado de la Familia Lee! ¡Guardias, mátenlos a todos!”

Mu Rong Zhan comenzó a reír ruidosamente. Para él, Jiang Zhen Hai y Jiang Chen sólo estaban buscando la muerte cuando sólo ellos dos vinieron a atacarlo. Ellos no trajeron a ningún Guerrero Qi Hai.

Ambos lados estaban llenos de instinto asesino, y pronto, chocaron.

“Tomaré a Jiang Zhen Hai, el resto de ustedes tomen cuidado de Jiang Chen”

Mu Rong Zhan saltó hacia Jiang Zhen Hai mientras le hablaba a los cuatro Guerreros Qi Hai.

“Este pequeño niño no es fácil de manejar, déjenmelo a mí”

Un anciano en la Etapa Intermedia de Qi Hai dijo eso mientras cargaba hacia Jiang Chen. Todos ellos habían visto de lo que era capaz Jiang Chen. No se atrevían tomarlo a la ligera, especialmente desde que pudo matar fácilmente a Lee Chang Hong.

¡Slash!

El anciano en la Etapa Intermedia del Reino Qi Hai liberó un mar de poder Yuan, esperando suprimir a Jiang Chen.

“Muere” Dijo Jiang Chen con frialdad.

Él levantó su espada larga alto en el aire antes de balancearla hacia el anciano con una gran velocidad.

¡Bang!

El golpe estaba acompañado con una poderosa fuerza de poder Yuan, y con un ruidoso bang, este dispersó el mar de poder Yuan lanzado por el anciano.

Clang…

La espada estaba vibrando y desató rayos de luces de espada, formando una red que cubrió al anciano.

“¿¡Has roto a través del Reino Qi Hai!?”

Sólo ahora, el anciano se dio cuenta del cambio de Jiang Chen. Estaba aterrorizado, ya que esta mañana, Jiang Chen sólo era una Guerrero del Noveno Nivel de Qi Jing, pero ahora se había convertido en un Guerrero Qi Hai.

No sólo esto, el Qi de Jiang Chen era increíblemente fuerte, haciendo que se aterrorizara hasta el punto de la supresión. Se sentía, que en su cuerpo débil, había un fuerza que podía cargar una montaña. Bajo la represión de la red formada por las luces de espada, el anciano estaba teniendo un momento difícil circulando su Qi, e incluso no podía respirar apropiadamente.

¡Chop!

Rápido, increíblemente rápido, el ataque de espada parecía rayo. Cuando el anciano sintió el peligro de esta espada, ya era muy tarde. El Guerrero de la Etapa Intermedia de Qi Hai había sido cortado en la mitad por Jiang Chen, incluso no tuvo la oportunidad de defenderse.

¡Slash!

La sangre salió como una cascada. Era una escena terrible; un hombre había sido cortado en la mitad con todos sus órganos cayendo al suelo, aun retorciéndose. El desagradable olor a sangre y a carne hizo que las personas quienes lo pudieran oler, sintiera ganas de vomitar.

Todos los que estaban luchando se detuvieron, girando sus miradas hacia Jiang Chen y al hombre que había sido cortado en la mitad. Aquellos quienes nunca había visto algo como esto casi vomitaron. Actualmente, todo el mundo presente había asesinado y presenciando sangre fresca con anterioridad, pero ninguno había visto una escena tan brutal como esta.


Anterior | Índice | Siguiente


 

Anuncios

2 comentarios sobre “DMWG 23

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s